miércoles, 2 de diciembre de 2015

Reseña anime: Tonari no Kaibutsu-kun

Sinopsis:

La comedia romántica se centra alrededor de Shizuku Mizutani, una chica a la que solo le preocupan sus estudios y sus planes para el futuro; y un chico llamado Haru Yoshida, que está sentado al lado de ella en clase, pero que no asiste a la escuela debido a una pelea en el primer día de clases. Desde ese entonces, Haru no volvió a asistir ni una sola vez a la escuela debido a que fue suspendido injustamente. Por casualidad, Shizuku es enviada para entregarle unos apuntes, lo que lleva a Yoshida a creer que ella quiere ser su amiga. Este es el inicio de una extraña amistad y romance que florecen entre una seria y calculadora chica y un problemático e inocente chico.












Opinión:


Hola gentes, soy sus servidora Ann y tengo muchísimo sueño. Anoche no podía dormir, y hoy me desperté a las siete y media para ver los MAMA 2015, (estoy cada vez más metida en el kpop...). Los vi completos, pero debido a que la mayor entrega de premios de música de Asia no es una excusa para librarme de mis tareas domesticas, estuve toda la mañana llevando la netbook de un lado a otro (encima en la cocina no le llegaba muy bien el wifi, porque ahí se trabo dos veces).

En fin, vengo a desempolvar mi blogcito, planeo escribir un par de entradas más y cambiarle el diseño (por mucho que ame a Yato, ya va siendo hora de que lo cambie). Dentro de un rato responderé los comentarios, pasare a comentar en otros blogs y haré un tag al que fui nominada (si no me duermo en el proceso).

Me identifico con esto más de lo que debería xD
Tonari no Kaibutsu-kun es un shoujo que tenía ganas de ver desde hace mucho tiempo, por ningún motivo en especial. Simplemente pensé que sería divertido y tierno, y lo fue, pero también me decepciono mucho. 

La historia es simple, lo que unx espera de un shoujo escolar: chica conoce a chico, en algún punto se empiezan a gustar y vemos como se enamoran (y o morimos de amor o morimos de tanto vomitar arcoiris xD). Pero este anime se quedo corto, podría haber sido mucho mejor, y sin embargo, no lo fue. El motivo de hecho es uno solo, del cual hablo más adelante.

"Y el premio para la mejor confesión del 2012 va para..."
Los personajes son lo mejor de este shoujo. Aunque a la vez, también son lo peor de este shoujo. Pero ya llegaré a eso. Nuestra pareja protagonista esta compuesta por Shizuku y Haru, siendo la primera una chica un tanto fría, cuya único interés es estudiar y ser la primera de la clase; y luego esta Haru, que vive en su propio mundo, un mundo en el que, por ejemplo, es perfectamente normal adoptar una gallina que encontró en la calle y llevarla a la escuela. Al principio (y a veces a lo largo), Shizuku tratará con cierta hostilidad a Haru, debido a que este la supero en los exámenes, pero las cosas cambiaran cuando este muestre interés por Shizuku (mostrar interés es quedarse corto, va directo al grano desde el principio, véase el gif). 

Haru siendo kawaii
Si bien a veces me disgustaba un poco la frialdad de Shizuku, y me inquietaba muchísimo su obsesión por el estudio (estudiar tanto no es sano), debo reconocer que es una buena protagonista, bastante racional, cosa que se agradece. Haru es un amor, así de loco y despreocupado como es, me saco bastantes risas. Pero, estos dos que son lo mejor de este anime (junto a los secundarios, que si bien no hacen mucho tampoco pasan desapercibidos), también son lo peor (aquí no meto a los pobres secundarios, ellos no tienen la culpa). ¿Por qué? Porque nuestros protagonistas, además de ser todo lo bueno que dije que eran, también son unos indecisos histéricos. La historia es un constante "te quiero, ahora no, ahora sí", ambos protagonistas cambiaban de opinión cada un capítulo, y era molesto. Muy molesto. Y es que, en retrospectiva, realmente no hay ningún impedimento para que ellos estén juntos. Lo único que los separa son ellos mismos, y su incapacidad para ponerse de acuerdo respecto a lo que sienten. 

Musicalmente no hay mucho que destacar, ninguna pieza de la OST logro resaltar ni llamar mi atención, aunque reconozco que el opening, "Q&A Recital!" de Haruka Tomatsu (la seiyuu de Shizuku) es colorido y animado, sin embargo a mi me gusto más el ending, "White Wishes" de 9nine. Pero como ya dije, nada para destacar.

Opening:

Ending:

A pesar de que la actitud de los protagonistas no solo casi me causo canas, sino que también estanco un poco la historia, Tonari no Kaibutsu-kun sigue siendo un anime que se hace ver, a veces lento, a veces estresante pero nunca aburrido; no es el shoujo, pero tampoco es un desperdicio verlo, cumple con su función de entretener, y además, hay que reconocer que Shizuku y Haru tenían momentos lindos juntos (antes de arruinarlos ellos mismos). Es más, planeo leer el manga en algún momento del futuro, porque el anime no cubre toda la historia, y me quede con las dudas de que pasará al final. Aunque lamentablemente no cumplió con mis expectativas, y la historia se estanca con la indecisión de nuestros protagonistas, sigue siendo un shoujo entretenido con momentos tanto cómicos como adorables.

Puntuación:

2 comentarios:

  1. Me pasó exactamente lo mismo. Al principio me enamoré de Haru (es que es tan lindo♥) y sincero xD Pero la actitud de Shizuku me molestaba, me daban ganas de gritarle que se decidiera...
    Si en el manga la historia mejora quizá le de otra oportunidad.

    ¡Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ay, creí que ya te había contestado. Haru es un amor de personita, estoy considerando leer el manga solo por él. Y Shizuku y su indecición casi me saca canas xD.

      ¡Besos!

      Eliminar